Revista CanutoMan, el primer superheroe cristiano, evangelico de Chile, canuto, aleluya, dibujante cristiano, dibujos, comic cristiano de Chile, CanutoMan en Chile, Cesar Angelo, Camos, Templo, Dios, Jesus, Jesucristo, Cristo, caricatura, dibujante chileno
 
REVISTA DE COMIC CANUTOMAN  
  INICIO - HOME
  ¿QUIEN ES CANUTOMAN? - WHO IS?
  MINISTERIO CANUTOMAN - MINISTRY
  BIOGRAFIA AUTOR - BIOGRAPHY AUTHOR
  LEER COMICS ONLINE GRATIS
  DESCARGAR COMICS GRATIS
  CANUTOMAN PLAN DE SALVACION
  CANUTOMAN Nº 0
  CANUTOMAN Nº 1
  CANUTOMAN Nº 2
  CANUTOMAN Nº 3
  CANUTOMAN CONTRAHALLOWEEN
  CANUTOMAN "NAVIDAD DE JESUS"
  DIBUJOS - DRAWINGS
  WALLPAPERS
  NOTICIAS DE CANUTOMAN - NEWS
  PRENSA Y MEDIOS
  LINKS
  EL BLOG DE CANUTOMAN
  CONTACTO
Hoy habia 2 visitantes (13 clics a subpáginas) ¡Aqui en esta página!
¿QUIEN ES CANUTOMAN? - WHO IS?
VISITA NUEVO SITIO WEB:  http://canutoman.over-blog.com/  

¿QUIEN ES CANUTOMAN?:
Es un superhéroe cristiano que lucha por Jesucristo, la verdad y la justicia, es ingenuo, simpático, un poco torpe, pero arriesgado. Cuando no es "CANUTOMAN" es Carlos Morales, un ferviente "canuto" que pertenece a una pequeña congregación Cristiana Santiago de Chile.

      


¿QUIENES SON LOS CREADORES DE CANUTOMAN?:
Sebastian Collazo y CAMOS (LEER BIOGRAFIA), quienes se conocieron en el Programa Radial juvenil “Contra el Transito” en 1999. Seba partio haciendo radioteatro con "CANUTOMAN" y CAMOS le dio forma e identidad llevandolo al COMIC.

                 SEBA                   CAMOS

 

 

RESEÑA REVISTA CANUTOMAN: Es la primera Revista de Comic Cristiano en Chile, su primera edición fue en julio de 2000 y hasta octubre de 2002 se publicaron 4 números con 1.000 ejemplares en cada edición, teniendo mucha aceptación entre los cristianos. Entre 2004 y 2006 se publicaron 2 historas en el periodico Tribuna Cristiana. El pastor (actual obispo de la IMPCH) Roberto López Rojas y la pastora Elica Geyssel quienes administran la Iglesia Metodista Pentecostal de San Ramón, han apoyado este proyecto desde el principio, dandole la cobertura espiritual y apoyo economico. Actualmente se vende en librerías cristianas y seculares, en eventos, iglesias y tocatas.

 ¿Y POR QUE SE LLAMA CANUTOMAN?:
En honor a Juan Bautista Canut de Bon (en la foto), el loco "canuto" mas notable que ha predicado en las calles de Chile.

Juan Bautista Canut de Bon; Pionero predicador Metodista


Juan Bautista Canut de Bon y la Iglesia Evangélica Chilena
(30 de septiembre de 1846 - 9 de noviembre de 1896)
Juan Bautista Canut de Bon, un sacerdote jesuita llega a Chile desde España en 1871 como muchos otros a “misionar a las Indias”, pero este sacerdote tenia inquietudes espirituales y luego de estudiar la Biblia, conoce a un pastor presbiteriano, y se convierte al protestantismo. Luego de algunos pasos dubitativos, se hace pastor y comienza una misión evangelistica, primordialmente en el sur del país. Fue el pastor del obispo Manuel Umaña de quien nace la Iglesia Metodista Pentecostal.

Su campaña es tan relevante y su especial relación con el catolicismo, produce que en él se canalice el resentimiento de muchos y sus seguidores se convierten en “esos canutos“.

En el año 1891, se unía a la ahora Iglesia Metodista Episcopal en Chile el "insigne predicador del Evangelio en Chile, Juan Bautista Canut de Bon, el hombre que dio apellido a los evangélicos chilenos". Ese año también comenzaron los metodistas su obra en castellano, abriendo por primera vez sus sociedades a los chilenos en La Serena, Coquimbo, Valparaíso y Concepción, sin temer a la represión policial, puesto que se había declarado la guerra civil y las fuerzas armadas tenían otras cosas de qué preocuparse.

Juan Canut de Bon era de Cataluña, España. A los 18 años (1865) ingresó en calidad de postulante a un seminario Jesuita en Balaguer (Lérida), y se desempeñó como sastre, pero con motivo de las Guerras carlistas debió emigrar a Chile en 1871 y ser designado a una residencia jesuita en Valparaíso, sin embargo, en 1871 Juan Canut se retiró de la vida conventual con toda normalidad y orden (solo era un "hermano lego"), probablemente para poder dedicarse al estudio y a su oficio de sastre de manera independiente. Se radica en Los Andes y en 1872 contrae matrimonio con Virginia Robles Aguilar, con quien tuvo tres hijos: Alfonso, Carlos y Barak. Hacia 1880, Juan Canut, ya radicado en Concepción, tiene su primera relación seria con el protestantismo, pues se incorporó a la Iglesia Presbiteriana, llegando a ser ayudante de los misioneros norteamericanos Robert y Eneas McLean. Sin embargo su relación con los presbiterianos no prosperará, y regresará al catolicismo romano en 1884.

Hacia 1890, los misioneros metodistas traídos por William Taylor recorrían Chile de Norte a Sur en busca de angloparlantes, llegando hasta Temuco. De ese modo, en la ciudad de Los Andes, Juan Canut se encontró con el propio William Taylor quien, "según el decir de él mismo, fue el que lo ayudó a convertirse (al metodismo). Inducido, tal vez por el mismo Taylor, se trasladó a Santiago, donde pasó a regentar una escuela y al mismo tiempo practicó la medicina conforme al sistema homeopático. En Santiago aprovechó las oportunidades de predicar a Cristo a las personas que venían para medicinarse". Desde entonces la actividad de Canut solo fue en aumento, fue designado para trabajar en Coquimbo y sus alrededores en 1892.

La capacidad oratoria de Canut pronto atrajo multitudes de chilenos, "los romanistas, enfurecidos, levantaron tal persecución que la vida del señor Canut y su familia hallóse en serios peligros. Una noche, al salir del culto, él y su familia fueron atacados a pedradas por una turba de gente, viéndose obligados a refugiarse en una casa particular, hasta que llegaron guardianes mandados por las autoridades para protegerlos...". Fue tan destacado el trabajo de Canut en Coquimbo y La Serena, que se hizo indispensable para la expansión del movimiento en Chile. El sacerdote Jesuita Ignacio Vergara en su libro: "El Protestantismo en Chile" señala que "el dominio de la lengua y el hecho de ser una persona que presentaba muy pocas diferencias con el pueblo, lo hacían especialmente apto".

En 1893, Canut fue enviado a Concepción, desde donde realizó frecuentes viajes a Los Ángeles, Angol, Traiguén, Victoria y Temuco, señala al respecto G. F. Arms en su libro "El Origen del Metodismo y su Implantación en la Costa Occidental de Sudamérica": "El señor Canut de Bon era un hombre de talento, enérgico y oraba y predicaba como investido del poder del Espíritu. El hecho que fuese ex-fraile jesuita despertaba en los pueblos mucho interés por oírlo. Los fanáticos levantaron mucha persecución en su contra, pero esto mismo despertaba en la gente mayor interés...". Tras completar sus estudios para el ministerio en 1894, se le encomendó abrir una nueva obra misionera estable en Temuco. En esa localidad Canut supo organizar una comunidad, y atender además centros de predicación e iglesias en otros pueblos del Sur de Chile, especialmente en Traiguén y Victoria, muchos se sumaron a la naciente Iglesia Metodista Episcopal y la mayoría de ellos se hicieron activos colaboradores de Canut, un verdadero formador de pastores.

Las actividades de Canut pronto arruinaron su salud, así que en 1896 se vio obligado a trasladarse a Santiago, de clima más benigno y con mayor abundancia de médicos que pudieran controlar su estado. Para ese momento, Juan Canut de Bon ya era conocido en todo Chile, y los adeptos populares del protestantismo chileno (metodistas y presbiterianos fundamentalmente) ya eran insultados con el apodo que hasta el presente siguen utilizando: "Canutos". Juan Canut de Bon falleció el 9 de noviembre de 1896, a los 50 años de edad, de los cuales 25 pasó en Chile, y solo 5 como metodista.

FUENTE:
http://es.wikipedia.org/wiki/Metodismo

---------------------------------------------------------------------------------

Los canutos contemporáneos
Durante los siglos XIX y la mayor parte del siglo XX los evangélicos y/o protestantes son victimas de burlas y discriminación. Un testimonio de vida nada trágicofoto de el mercurio pero representativo al fin es el que nos cuenta Patricio Navia, conocido cientista político chileno de raíces adventistas:
“Canutos tenían que ser”, dijo el señor que salió a averiguar los motivos del estrepitoso ruido en el patio de su edificio céntrico en la calle Angol de la ciudad de Concepción ese sábado de tarde a comienzos de los 80. Después que un pedazo de cemento que se soltó de un muro del balcón exterior de un costado del Templo Adventista del Séptimo Día cayera sobre un pequeño gallinero que tenía en el patio, el vecino comenzó a gritar e increpar a los ‘canutos’ a viva voz. Mis hermanos, unos amigos y yo, que habíamos sido los responsables del parcialmente intencional accidente, habíamos salido corriendo para escondernos en alguna de las dependencias del templo. Como mi padre era el pastor de esa iglesia, nuestra familia vivía en un departamento construido en el tercer piso del templo. De ahí que los balcones y los pasillos del templo y sus construcciones aledañas fueran también nuestra área de juegos y entretención. Seguramente por aburrimiento, ese sábado de tarde sólo queríamos verificar qué tan rápido podía llegar un pedazo de ladrillo desde una vieja pared del templo al suelo del vecino, pero terminamos aprendiendo que la gente nos conocía como canutos.
Creo que fue la primera vez que escuché esa palabra. Luego de recibir nuestro merecido regaño después que el ofendido vecino le explicara su versión de los hechos a mi madre, uno de mis hermanos preguntó que quería decir canuto. No recuerdo la explicación de mi mamá, aunque seguramente tuvo algo que ver con el hecho que nosotros íbamos a la iglesia los sábados y no creíamos en la misa, ni en los santos, ni en el Papa, ni en la santidad de la virgen María. Pero me gustó el término. Aunque el vecino pretendía increparnos, no sin cierta razón, su insulto se convirtió en una oportunidad para comenzar a definir una identidad que me hacía diferente de los demás. A diferencia de la mayoría de los chilenos, yo no era católico, era canuto.
La animosidad fanática católica ha disminuido y es menor en las grandes ciudades, pero aún late fuerte en el campo. Es la llamada canutofobia, una discriminación cultural asociada a la pobreza de la que parece ser sinónimo el mundo evangélico.
CANUTOMAN 0 "EL RENACIMIENTO" 1RA PARTE LEER ONLINE  
   
Publicidad  
   
CANUTOMAN 1 "EL RENACIMIENTO" 2DA PARTE LEER ONLINE  
   
CANUTOMAN PLAN DE SALVACION LEER ONLINE  
   
CANUTOMAN Nº 2 "AMENAZA PORCINA" 1RA PARTE LEER ONLINE  
   
CANUTOMAN CONTRAHALLOWEEN LEER ONLINE  
   
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=
Revista CanutoMan, el primer superheroe cristiano, evangelico de Chile, canuto, aleluya, dibujante cristiano, dibujos, comic cristiano de Chile, CanutoMan en Chile, Cesar Angelo, Camos, Templo, Dios, Jesus, Jesucristo, Cristo, caricatura, dibujante chileno